viernes, 10 de agosto de 2018

En el principio

No recuerdo cuándo, porque soy muy mala para las fechas, pero en los inicios de internet (y me refiero a internet para todos, cuando ya podías conectarte desde casa o desde el trabajo) me entretenía con Fotolog. Ahora he oído que vuelve. No sé si tiene mucho sentido, porque la verdad es que era una red social muy parecida a Instagram, o al menos a Instagram al principio, cuando se compartían solo fotos y no textos enormes y vídeos y demás.



De aquella época seguía mucho a Miss Capricho, una chica que dibujaba casi a diario, que me encantaba y que trabajaba diseñando ropa y pijamas en alguna cadena de ropa interior tipo Women secret. Hace mucho tiempo que le he perdido la pista. También seguía a uno de los creadores de Fotolog, que ponía cada día una foto de todo lo que comía (qué moderno), aparte de fotos también de su familia. Es este.

También en los inicios me enganché a dos blogs muy diferentes. Y a otros muchos que han ido yendo y viniendo en mi vida.



Mis blogs de cabecera por entonces, y  durante mucho tiempo, fueron por un lado El blog de Anita y por otro Te quedas a cenar.

Gracias Te quedas a cenar, entré en el mundo de los blogs de cocina, y también me aficioné, años después, a hacer pan. He aprendido muchísimo de un montón de sitios, muchos de los cuales seguí durante años, algunos que desaparecieron, otros nuevos, y finalmente, alguna vez os lo he dicho, me quedo con varios, pero especialmente con mis dos blogs más recurrentes cuando quiero buscar una receta: Webos fritos y Velocidad cuchara.

Por otro lado, el blog de Anita era para mí un referente desde el principio, cuando escribía en inglés y enseñaba sus modelitos diarios. Y a través de él conocí a las Sisters, uno de mis blogs favoritos y que, desgraciadamente, también desapareció. También gracias a Anita conocí otros muchos blogs y otras muchas personas que la visitaban y comentaban.

Por eso ahora me ha dado mucha pena que Anita deje su blog. Pero esto es así, hay que cerrar etapas para continuar, y creo que el mundo de los blogs se ha quedado un poco atrás. No es que yo misma me proponga dejarlo, ni nada de eso, pero entiendo perfectamente su decisión.



Creo que me daría mucha más pena aún si no fuera a saber de Anita, si esto fuera de verdad un final, pero no lo es, porque Anita hace tiempo que se convirtió en mi amiga y sé que está ahí para lo que quiera, y ella me tiene aquí para lo que necesite. Por eso la nostalgia y las ganas de blog me las tendré que aguantar, y serán menores (aunque no inexistentes).

Creo que es un cambio de época. No solo por el blog de Anita, sino porque muchas personas están abandonando los blogs a favor de otras plataformas, especialmente instagram, por su inmediatez, y twitter, en el que ahora se pueden hacer hilos tan largos que dan ganas de decirle a la gente que mejor escriba en un blog o algo...



Todas las redes sociales tienen su época, y quizá esta ya no sea la de los blogs, aunque algunos nos empeñemos en continuar...

16 comentarios:

  1. Uf! Ya te digo...q bajón...Yo misma me lo he estado planteando este verano, pero sinceramente aunq no me lea ni Perry yo adoro el blog, es como un diario y una colección de caprichos a la vez. De momento, creo q me quedo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo dejes, que entonces no sé ya qué voy a leer cada mañana...

      Besos.

      Eliminar
  2. Yo soy de las que me empeño en continuar con los blogs.. es cierto que posteo menos que antes, pero igual me sigue siendo un espacio grato.
    También me da lastima cuando se van cerrando algunos de los que leía.. hay varios que han quedado en el camino y que me encantaban..
    Instagram no me termina de convencer.. lo uso para mirar algunas fotos, pero no mucho más..
    Buen fin de semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo este verano me lo estoy tomando con mucha tranquilidad, pero volveré al ritmo de antes, porque esto lo hago por mí, aunque me guste mucho el tema de interactuar con los comentarios y demás.

      Besos.

      Eliminar
  3. Pues a mi cada vez me gusta menos IG, los stories me dan vergüenza ajena y twitter ya ni te digo, lo de los hilos no me gusta y lo de que te salgan las notificaciones o respuestas de gente que no sigo ya me mata.
    Para mi el blog es es formato ideal...soy una antigua

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón con lo de los stories y con lo de twitter, que sigues a poca gente y al final te salen mil historias que no te interesan para nada. Y sí, el blog es ideal para nosotras, que somos mayores...

      BEsos.

      Eliminar
  4. Yo también soy una antigua como dice la sabia Bienve...ni siquiera tengo twiter...así que no nos dejes tú también que nos quedamos sin blogs de cabecera. Te necesitamos por aquí, y por allí también.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Somos unas antiguas, sí, a mí me gusta mucho instagram y twitter es verdad que me entretiene pero esto es otra cosa, diferente, y por eso no creo que deba morir.

      Besos.

      Eliminar
  5. Ese parece ser el tema últimamente. Yo es que necesito UN TECLADO. Instagram me es incomodísimo para leer. Para ver cosas, guay, pero para escribir y leer, un coñazo, chica. Además, todo muy "poser", no sé cómo decirte. Y lo de Twitter, totalmente. Cuando leo un hilo de dos millones de tuits, además HINCHADOS -recreándose, vaya-, me dan ganas de decir: ábrete un blog, querido y pon un enlace. Pero la gente ya no entra a los enlaces, yo qué sé. O sí, pero no comentan. A mí de vez en cuando me llega un seguidor a Twitter que me dice "te sigo desde hace mucho" y mira, yo qué sé. Pero la falta de feedback es un coñazo.

    Yo tengo que incluir los blogs en mi rutina. Entrar de vez en cuando, si no todos los días, dos o tres veces por semana. Por los que quedamos. Yo tampoco quiero dejarlo.

    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En ig leer es un rollo. La gente que te escribe posts enteros me parece que no se da cuenta de que leer ahí es un tostón absoluto. Y los hilos los leo a veces, pero siempre me da la impresión de que estarían mejor escritos en condiciones, en una página web o un blog.

      Besos.

      Eliminar
  6. Nooooo, me encanta anita, y tu blog

    ResponderEliminar
  7. Me encanta que hables de esto, pero sobre todo que menciones Fotolog. Llevo MUCHO tiempo con la idea de hacer una entrada en el blog mostrando mis cutre montajes que subía por allí hace años XDDDD
    Me encantaba fotolog, incluso me hice premium un tiempo jajaja Que pena me dio cuando cerró, pero es cierto que al final entre que la gente se iba y empezaron a cambiar cosas, añadiendo publi a saco, era ya un horror.
    Allí conocí a mucha gente. Algunos los seguí inmediatamente en distintas plataformas, y a otros los encontré años después.
    Lo bueno de los blogs respecto a Fotolog, es que como puedes tener uno en varias plataformas (Blogger, Wordpress, Tumblr, etc.), y modificar la plantilla a tu gusto, te da mucha más libertad creativa. Igual que Instagram ahora. La gente que sube fotos con un texto kilométrico, que pereza me da XD
    Yo mira, el 99% de las veces subo contenido a Instagram desde el ordenador con la aplicación Grids, y así al menos escribo desde el teclado con más comodidad, porque soy una negada con la pantalla táctil xD Para leer es más mierda, eso sí.
    Y sobre los blogs, sí que hubo bajón, pero mira, está bien crear el debate y darnos cuenta de que esto se puede recuperar. Yo estoy aprovechando las vacaciones del curso XDD porque en septiembre otra vez iré de culo T___T pero quiero intentar ir escribiendo y leyendo.

    ResponderEliminar
  8. ¡Ains lo de Anita...! Yo también soy de las viejas, en todos los sentidos jaja, y a pesar de todo no he perdido la costumbre de leer blogs, la vida no me da para comentar todo lo que me gustaría, pero los disfruto mucho. Y gracias a Anita he conocido a gente estupenda, los blogs hacen que conozcas a gente de tu planeta y eso es maravilloso

    ResponderEliminar
  9. Pero bueno!!! Y yo sin leer este post jejeje.
    Para mí ha sido una decisión fácil de tomar porque jamás me lo había planteado y, de repente, la decisión se tomó sola. Y me siento libre, muy libre, no creí que iba a ser tan fácil.
    Por otro lado, como tú dices, me llevo muchas cosas de estos años de blog, pero esas para mí ya no tienen que ver con el blog, es decir, para mí las kiwis ya sois algo distinto a quien me leía y precisamente me lo plantee alguna vez así: si los diez comentarios que tengo en el blog son vuestros, mejor os lo cuento por whatsapp, con menos literatura y ficción, no? No sé, de alguna forma el blog dejó de tener sentido y perdí la motivación inicial, así que a otra cosa, mariposa. Ojalá fuera tan fácil dejar atrás las cosas que nos pesan en la vida como un blog, jejeje.
    Un besazo, amiga de años ya! ;)


    ResponderEliminar
  10. No, por favor, tu también no. Yo te descubrí por el blog de Anita, y me ha dado mucha pena que lo deje, porque aunque la sigo en Instagram, no es lo mismo. A mi me gustan los blogs, por encima de cualquier otra plataforma, y me fastidia que cierren tantos de los que leía. Ahora veo que el que no comentemos os hace pensar que no nos importa vuestro esfuerzo, o que no os seguimos, pero no es así. Me está entrando sentimiento de culpa.
    Tu sigue por aquí.

    ResponderEliminar

Cuéntame...