Ir al contenido principal

Tuenti (II)

Hace un tiempo os hablé un poco de mi opinión sobre el tuenti, red social más utilizada por mis alumnos. Hoy voy a contaros cómo llegué a tener una cuenta en el tuenti y para qué la utilizo.


Hace ya unos cuantos años, por el mes de mayo, fui de excursión con mis alumnos. Ellos, ingenuos, poco conocedores de mis escasas dotes para la fotografía, me confiaron sus fotos, sus móviles, sus cámaras. Me pasé el día haciendo fotos a diestro y siniestro.

Pocos días después era mi cumple, y mis alumnos me hicieron una fiesta sorpresa de cumpleaños en clase. Decoraron la clase con globos, compraron refrescos y patatas fritas, vasos y platos de papel y llevaron música. No me pillaron desprevenida, ya que llevaba ya años en esto y es algo que no me ha fallado ningún curso, lo de la fiesta sorpresa. Y es que hablo por los codos, y siempre hay alguno que me pilla con la guardia bajada y me viene con eso de cuándo es tu cumpleaños, y los tíos van y lo apuntan, donde sea, en su memoria, no sé, y...

Bueno, pues como digo no me pillaron desprevenida y llevé la cámara de fotos para el evento. Hice también cientos de fotos.

- ¿Cómo nos las pasas, profe?

- Te traemos un pincho...

-¿Tienes tuenti?

Aquí el angelito que preguntó lo del tuenti, no sé si en su absoluta inocencia de mi edad, no muy cercana ya de los tuenti, me dio una idea.

- Sí, las subo al tuenti.

Así que esa tarde me hice una cuenta de tuenti, y esa misma noche tenía 65 amigos-alumnnos agregados.





Desde entonces, nunca he ofrecido mi amistad a nadie en el tuenti. No creo que eso estuviera bien, porque entramos dentro de unos límites difusos. Son mis alumnos, son menores... Ellos son los que, cuando encuentran por ahí a su profe de lengua, me piden amistad, y yo accedo siempre y cuando sean mis alumnos, aquellos a los que doy clase.

Mi cuenta de tuenti podría decir que es de uso profesional, la comparto con alumnos y compañeros profesores, y me ha servido de mucho. Más de lo que podáis pensar. Entro en ella cada noche, unos minutos, miro qué se cuece por ahí, mis mensajes, ... y poco más.

Y ahora os preguntaréis para qué me ha servido, aparte de cotillear, cosa que no me interesa demasiado de mis alumnos.

Ha habido casos de alumnos con los que se metían sus compañeros que no se atrevían a acercarse a sus profesores y han visto una puerta abierta escribiéndome un mensaje al tuenti contándome la situación.

Otros me han escrito denunciando situaciones que viven algunos de sus compañeros.

Otros me cuentan algunos de sus problemas familiares.

He parado peleas antes de que sucedieran, y evitado enfrentamientos hablando con alumnos a los que notaba calentitos en sus mensajes de tuenti.

Sé que no soy psicólogo, pero los que ya me conocéis un poco sabéis que no puedo dejar de implicarme. Y me gusta que un alumno me diga: mira profe, no os enteráis de nada, pero en clase le están haciendo la vida imposible a Fulanito. Luego, disimuladamente, investigas, te fijas, y puedes actuar.

Cuando los padres de mis alumnos vienen a las reuniones, les digo: tengo vigilado el tuenti de tu hijo, si veo algún problema con él, alguna imagen que no me gusta, te lo digo. Y así lo he hecho más de una vez. Nunca he tenido problemas ni con padres ni con alumnos. Espero no tenerlos en el futuro.



Porque tengo claro que mis alumnos no son mis amiguitos, son mis alumnos, yo soy la profesora, la adulta. En ocasiones han subido fotos de profesores, hechas en clase. Les he dicho: borra eso antes de que alguien se entere y tengas problemas, y ellos lo han entendido. Otras veces, muchas, han sido sus propias fotos, poco apropiadas. También fotos de compañeros, subidas para reírse de ellos. Siempre que les he llamado la atención han respondido bien, lo han entendido y no me han borrado de su tuenti por eso.

Creo que es mejor compartir y entender que prohibir sin más. Toda herramienta puede ser buena, dependiendo del uso que le demos. Y es cierto que el tuenti está creando muchos problemas y malentendidos entre los adolescentes: que tú me dijiste, que yo creía, que tú le dijiste a mi novio y cosas por el estilo... Pero tenemos que convivir con ello, enseñarles a los chavales a usarlo, y normalizarlo.





Eso sí, también creo que a veces estamos llegando a extremos increíbles con el tema de los móviles y su uso indiscriminado.


Para otro día, os cuento alguna anécdota del tuenti...

Comentarios

  1. Me encanta! Yo también pertenezco al mundo de la educación y no puedo entenderlo de otra manera que implicándote en lo que ocurre a tu alrededor, dentro y fuera del aula, porque está relacionado.

    Buen comienzo de semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igualmente, Eva. Sí, creo que hay que implicarse, aunque eso conlleve disgustos a veces.

      Besos.

      Eliminar
  2. Me pareces una valiente, yo solo de pensar en lo q se dirán por Tuenti se me erizan los pelos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, sí... a veces sí se pone uno un poquito nervioso con lo que dicen y lo que piensan, pero trabajo con adolescentes y es una manera de entenderlos...

      Besos.

      Eliminar
  3. A mí no me acaban de emocionar las redes sociales para usarlas yo. Tengo cuenta con mi nombre real en Facebook y como Dra. Anchoa en Twitter, y hace meses que no utilizo ninguno de los dos, claro, que en tu caso es un tema profesional, en el mío es puramente personal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no tengo twitter, y el facebook lo utilizo para compartir fotos y cositas con mi padre y mis hermanos, primos y amigos que están lejos, así que sí le doy uso personal. El tuenti sólo lo comparto con alumnos y algunos compañeros, así que me sirve para el trabajo, y para no desengancharme de la forma de pensar de mis alumnos, que los tiempos cambian y te puedes convertir en un fósil en un momento...

      Besos.

      Eliminar
  4. MOpino como Dina, muy valiente, ademas por lo veo te respetan y eso es genial.

    Has sabido unir nuevas tecnologias sin problemas.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, lo de que me respetan... ya sabes, va por rachas. A veces no me siento muy respetada ni comprendida, pero en general sí, suelen entender el lugar que ocupa cada uno si se lo dejas claro.

      Besos.

      Eliminar
  5. Lo del chiste no es tal chiste, sé de padres que se meten en las redes sociales de sus hijos para saber con quienes andan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que no. Muchos de mis alumnos tienen a sus padres agregados a las redes sociales, y no me parece nada descabellado. Y que yo esté también como profesora a los padres les parece muy bien.

      Besos.

      Eliminar
  6. Tus alumnos te deben ver como alguien cercano, si no, no creo que te agregaran al tuenti...eso ya es de elogiar y luego tener la frialdad de corregirles sin hacerles sentir mal y sin dejarte llevar, me parece muy difícil. Me encantaría que mi hija tuviera una relación así con una profesora tan implicada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Intento que me vean como alguien cercano, que está ahí para ayudarles, para enseñarles, no para castigarles ni para hacerles la vida imposible. Y lo de corregirles, la verdad es que están acostumbrados. A esta edad si no les corriges en público y no les dejas en ridículo delante de los demás, lo agradecen bastante. Cuando saben que han hecho algo mal, si se lo dices aparte y como por su bien, suelen responder bastante bien. En general. Los gamberros y sinvergüenzas directamente no me agregan a su tuenti, sin más.

      Besos.

      Eliminar
  7. Debes de tener un buen trato con ellos, quiero decir, que te deben de ver como alguien cercano (como bien dice el comentario de arriba), ya que sino, no te añadirían a esa red social.
    Me parece muy bien el uso que le das al tuenti como profesora.

    Un besín

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, todo tiene sus inconvenientes. Siempre pienso que alguien puede ver algo extraño en el tema del tuenti. Si no, imaginemos que yo fuera un profesor, un hombre, y tengo agregadas a mis alumnas adolescentes, chateo con ellas. Quizá alguien podría pensar lo que no es. Así que procuro ir con cuidado. Si un alumno me saluda en el chat, quiere hablar y me cuenta algo, bien. Pero nunca me pongo yo en contacto con ellos, salvo cuando ya hay confianza, o para decirles cosas de profesora, como que se centren, que están despistados, o, acuérdate, mañana tenemos examen, a ver cómo lo haces, cosas así.

      Besos.

      Eliminar
  8. Ey, bienvenida al tuenti!!! Yo tengo cuenta desde que me invito un alumno, hace la tira de años y van sumandose alumnos y compañeros profesores, y solo sigo una regla, no añado a nadie que no sea alumno o coompañero de trabajo, porque para eso la uso, culego apuntes, paginas interesantes para mi asignatura, algún chiste o canción cosas asi. Y como todos los años o casi cambio de instituto mantengo el contacto con los alumnos que quieren saber de mi... en fin hay que vigilarlos sí, pero no agobiarlos tampoco, por lo menos eso creo y eso intento, besitossss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo mismo que me pasa a mí. Tengo alumnos de distintos lugares, que siguen en contacto conmigo, que me felicitan por mi cumple, que de vez en cuando me cuentan cómo les van las cosas. Me gusta eso de mantener el contacto.

      Yo tampoco les agobio. No se me ocurre meterme donde no me llaman, simplemente si hay algo que me llama la atención, si no, no les comento nada sobre su vida privada, ni me meto en sus cosas.

      Besos.

      Eliminar
  9. Por lo visto lo "raro" es que se use tuenti para la vida social. Me contaron que en un principio nació como red social para las empresas, con un nombre diminutivo de "tu-entidad" y no la españolización (no sé si es correcta la palabra, pero así se entiende el concepto) de "twenty".
    Es fantástico que puedas hacer eso con l@s alumn@s, porque no todo el mundo tiene esa capacidad. Estoy segura de que ell@s no agregarían a ciertos miembros del profesorado.
    Esperando estamos esas anécdotas!
    Bsitoss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que ellos no agregarían a algunos profesores. Y es cierto que a algunos profesores les parecería una locura tener una cuenta de tuenti o tenerla y agregar a alumnos. Pero yo lo hago así, no sé si es mejor o peor, es como me sale por mi forma de ser.

      Besos.

      Eliminar
  10. Jeje, yo ya no puedo más con la tecnología, no tengo ni twenty ni tuiter ni gaitas, y tengo facebook que me lie un día... pero es un rollo tampoco me mola... y cotillear paso, para eso está la salida del cole con las madres, mola mucho más.
    Pues eso está muy pero que muy bien, ójala todos los profes fueran como tu... que tendrás tus cositas también, pero hija a mi me pareces como profe muy molona y cercana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tengo twitter, ya te digo. Y el tuenti es sólo un chisme que miro unos minutos a última hora de la noche para ver si hay novedades, cuatro fotos y poco más.

      Si hablaras con mis alumnos te dirían que soy lo peor, que les pongo unos exámenes (es que ahora justo estamos de exámenes) de temblar, que soy mala malísima y que tengo muy mala leche, pero luego nos llevamos más o menos bien, y a veces conseguimos reirnos un montón en clase, lo cual no siempre es fácil.

      Besos.

      Eliminar
  11. Hola ro,
    bajo mi humilde opinión y teniendo en cuenta mi propia experiencia como alumna y ahora como madre de una alumna, creo que hay pocas profes que se impliquen tanto como tú. Tan cercana con sus alumnos y que sea tan querida por ellos. Ojalá mi peque algún día tenga una profesora que se parezca a tí, eres un amor!!!

    Un besoteee^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo un enorme inconveniente: que me implico. Y eso para mí no es bueno porque termino soñando con mis alumnos, pasándolo mal cuando sé que ellos lo pasan mal, y llevándome disgustos cuando, como hoy, corrijo exámenes y me parece que llevo un mes y medio hablando con las paredes... En fin. Gracias por lo que dices. Estoy segura de que, como todos, con unos alumnos conecto y les llego, y con otros no y les caigo fatal, además de pensar que soy malísima profesora y explico muy mal. Eso es así, inevitable.

      BEsos.

      Eliminar
  12. Me gusta mucho lo que has contado. Tienes razón, todo lo moderno no es malo, es como con la comida, con moderación, todo se puede tomar.
    Por cierto, estoy leyendo Misión Olvido y me acuerdo de ti, como la protagonista es profesora y tiene dos niños...je,je. Es una tontería pero ya ves.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya!! TEngo Misión Olvido entre mis libros pendientes. Y no sabía que la prota era profesora. Lo leeré muy pronto.

      Besos.

      Eliminar
  13. Es que sigo pensando que sos una profe genial!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Nati. Ojalá todos mis alumnos pensaran igual...

      Besos.

      Eliminar
  14. Yo no tengo tuenti la verdad... pero lo único que sé y que me ha encantado de tu post y te juro que me has tocado la fibra es que quiero que mi hijo se tope con una profesora como tú.... de verdad chapeau!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. Espero que a Lucas le vaya muy bien en la adolescencia. Porque es una época tan difícil. A veces se nos olvida que mucha gente lo pasa muy mal en esta etapa.

      BEsos.

      Eliminar
  15. Yo,es que Ro...ni tuenti,ni feisbu...ná...es que ya no daría abasto...La verdad es que no me gusta estar tan enganchada a las redes sociales e intento desconectar de ellas...pero sí..puede ser un muy buen recurso para lo que dices...
    Bessooss!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sólo lo uso para eso. Y nunca pensé que muchos alumnos se pusieran en contacto conmigo así de forma más personal, y que me sirviera para entenderlos mejor.

      bEsos.

      Eliminar
  16. Es muy importante entender lo que funciona ahora, llamese redes sociales, blogs, apps etc etc, sobre todo para evitar que exista esa barrera generacional que tradicionalmente separa a adultos de chavales...

    Esto es una buena muestra de como acercarse a ellos con un fin educativo en su propio territorio,.seguro que te lo agradecen Ro. ;)

    Belen

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé, en la adolescencia no se agradece nada. Pero a la larga muchos de mis alumnos sí hablan conmigo, sobre todo cuando maduran, y se acuerdan de cosas de las que les hablé. Eso me hace sentirme orgullosa de mi trabajo. Es así de simple.

      Gracias por pasarte y comentar.

      BEsos.

      Eliminar
  17. Me ha parecido genial tu posición. Al fin y al cabo estás haciendo un uso muy útil de esa red social, y mira que eso es difícil que no se le vaya a uno de las manos... ¡Qué suerte tienen tus alumnos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, es un equilibrio difícil. No sé sí algún día me arrepentiré...

      Besos.

      Eliminar
  18. Totalmente de acuerdo. La clave está en educar y hay que aprovechar para ello todos los medios que tenemos a nuestro alcance.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso. Educar. Amueblar un poco esas cabecitas. Qué difícil.

      Besos.

      Eliminar
  19. ¡Hola Ro!
    Me parece que tienes una capacidad de adaptación a la "vida moderna" que ya la quisieran otros para si. Ojalá muchos profesores se implicaran tanto en la educación (¿enseñanza de valores?) de las nuevas generaciones. ¡Que no te estanques! Que seas tan cercana con ellos y a la vez mantengas lo que eres: su profesora. Su figura a seguir e imitar.
    Un beso

    ResponderEliminar
  20. me parece que todos los profesore eberiamos de hacer eso ¿no ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si si sisisisisisiisiisisi

      Eliminar
    2. Bueno, no sé si todos, y últimamente lo tengo n poco olvidado...

      Besos.

      Eliminar

Publicar un comentario

Cuéntame...

Entradas populares de este blog

Letras o ciencias

Tengo un cabreo monumental. Es de esos que te dura media vida, pero esta semana lo tengo recién despertado y con ganas de guerra.



Si pensáis que según el sistema educativo actual no existe la eterna división entre ciencias y letras, estáis completamente equivocados. Largos nombres, muchas palabras, para acabar diciendo prácticamente lo mismo de siempre. Lo mismo, pero con algunos matices, claro.
Cuando yo estudiaba el BUP, hace ya una eternidad, en tercero, escogíamos si nos apetecía más estudiar letras (puras, como fue mi caso, o mixtas, como muchos otros) o ciencias (también puras o mixtas).



Hoy por hoy, si tu hijo es un buen estudiante, sean cuales sean sus aspiraciones, sus profesores le instan a escoger en cuarto de la ESO y en Bachillerato las ciencias: Física y Química, Biología, Matemáticas. 
Las letras son para los mataos, los que no lo van a sacar, aquellos a los que les cuesta, que se vayan a estudiar cosas como el latín, la cultura clásica, la música o la plástica. Los bu…

Tortitas de avena

Algunas me habéis pedido la receta de tortitas que suelo hacer.

Y este fin de semana por fin tuve tiempo de hacer unas fotos con un poquitín de luz (no mucha, la verdad) para ilustrar la receta.

Los ingredientes.




80 grs de copos de avena.
Un huevo y 6 claras.
6 Cucharadas de queso fresco batido 0%
Una pizca de levadura.

Primero tenemos que triturar los copos de avena. Yo lo hago en la Thermomix, pero cualquier batidora de vaso os sirve perfectamente. Si tenéis harina de avena, no será necesario, claro.


Después añadimos el resto de los ingredientes.



Nota: no le pongo edulcorante porque no soy nada "dulce", pero podéis añadir el edulcorante que queráis.

Batimos un poco.



Preparamos una sartén que no se pegue. Yo utilizo siempre la misma. No me hace falta ni aceite ni nada.



Ponemos en la sartén unas cucharadas de la mezcla, a fuego suave y, cuando le salen burbujitas, le damos la vuelta.




Con esta mezcla me salen tortitas para dos días. Suelo hacer unas tres o cuatro para cada día.



Ofensas

No soy una persona polémica, y no suelo tener comentarios negativos en el blog, ni mucho menos hirientes o insultantes. Alguno ha habido, pero ya son unos cuantos años por aquí y lo extraño sería lo contrario. No me refiero precisamente a este espacio, que es un poco mi casa y en la que entráis y comentáis personas a las que voy conociendo, a algunas personalmente y a otras de manera virtual, pero que sois siempre educadas y correctas, y que, por supuesto, podéis siempre mostrar vuestra opinión y vuestro desacuerdo a lo que digo, y lo hacéis sin indignación ni escándalo.


Me refiero a que en general, en las redes sociales especialmente, y en twitter en particular, últimamente muchas personas se sienten ofendidas a la primera de cambio. Hay gente a la que le ofende todo, hasta les ofende que no te ofendas. Y cada palabra tuya podrá ser utilizada en tu contra por alguien en algún momento.

A mí me resulta agotador. Quiero decir, que por supuesto que me molestan cosas que leo, sería insens…