Ir al contenido principal

Graduación

Llegué al insti a las cinco de la tarde, hora y media antes del comienzo de los actos, supermegaguapa con modelazo y con los tacones en la mano (no aguanto los zapatos de tacón, pero eso es otra historia). Fui pronto para ayudar en los preparativos de última hora. Fuimos colocando a los familiares, a padres, hermanos, abuelos, y también a amigos y otros alumnos. Asistimos a los últimos ensayos, las pruebas de sonido...





La graduación no la organicé yo. Susana, mi compañera de lengua, ha sido el alma de toda esta historia. Yo sólo fui mano de obra no cualificada. Los alumnos ni siquiera eran míos, porque a mí me gusta tratar con los pequeños, y llevo ya unos años dando clase a los grupos de primero y segundo de la ESO (el año que viene toooooodos los alumnos que se gradúen sí habrán pasado por mis manos). Aún así, pusimos mucha ilusión y todo salió perfecto.





Lloré. Sí, ya os avisé de que lloraría, y lloré un montón.

- Profe, te hemos visto llorar.

Como para no verme, en primera fila, y llorando a moco tendido...


Source: buamai.com via Mateo on Pinterest

Probablemente muchos penseis que las graduaciones son una americanada y que no deberíamos entrar en esa dinámica. Yo opinaba lo mismo no hace muchos años. Pero he ido viendo la enorme ilusión que los chicos ponen en ello, y lo importante que es cerrar un ciclo para abrir otro.


Cuando hemos subido al escenario a imponerles las becas, he pensado: "Ro, ahora nos caemos por las escaleras y formamos parte del espectáculo". Pero no ha sido así, a pesar de los tacones y la poca costumbre.

Una de las cosas de las que más contenta estoy es una reflexión que hicimos todos tras la fiesta. Qué jóvenes tan estupendos tenemos. Y es que nos quejamos un montón de ellos, yo la primera, y está claro que el nivel cultural ha bajado en general en los últimos años (con matices claro, esto tampoco es del todo cierto). Pero llegas a un acto como este y tienes:

Alumnos que tienen bandas de rock, y que tocan bastante bien, por cierto.

Una alumna que toca en una banda de swing música de los años 20. Como se os queda el cuerpo.

Alumnas dedicadas a la gimnasia rítmica.

Alumnas que cantan como los ángeles.

Alumnos que presentarían el telediario cien veces mejor que Hilario Pino.

Alumnos del grupo de guitarra de centro que tocan genial (con profesor de esos que vive los solos de guitarra como si fuera Jimmy Hendrix)

Y me quejo de los porreros, que los hay, de los que están como muebles, todo les da igual, de los que molestan, de los maleducados. Pero nuestros chicos son gente estupenda. Y el otro día lo demostraron ante sus padres y profesores. Y terminaron el acto orgullosos de sí mismos, contentos del camino recorrido y nerviosos por el camino que van a comenzar a recorrer.





Bueno, y también terminaron alquilando una discoteca para después de la cena, y amanecieron por ahí de juerga, junto a algunos de mis compañeros profesores, que llegaron a clase a la mañana siguiente sin dormir, que todo hay que decirlo.

Comentarios

  1. Me ha encantado el post Ro...que genial!!me ha encantado lo de que hay jóvenes estupendos...y será una americanada pero a mí hace diez años me hubiera gustado tener americanada!!jejeje

    ResponderEliminar
  2. Ellos son el futuro y en ellos hay que creer. Me he emocionado.
    Te felicito el cumple con un día de retraso pero de forma más patriótica: hoy día 2 en Italia es la fiesta de la República (y para que siga siendo república necesitamos a esos jóvenes a los que intentamos "formar", tanto como estudiantes que como seres humanos. Un beso. (he escrito un rollo pero sé que me has entendido ;-)))

    ResponderEliminar
  3. Marlén:me hubiera encantado ponerme súper guapa y graduarme del brazo de alguno de mis compañeros, vestido él con su traje y su corbata, delante de todos mis amigos y mi familia.

    Mónica:gracias por tus palabras. Te leo hace muuuuucho tiempo y sé que, como yo, confías en el poder que tiene la gente, y yo de verdad confío en mis chicos. Hay de todo, y seguiré quejándome de ellos cada día, pero un futuro mejor nos llegará de la mano de estos chavales.

    Ayer me felicitó el cumple una ex alumna que está estudiando medicina, y que es una persona maravillosa. Me sentí orgullosa porque yo también, aunque sea profe de lengua, puse mi granito de arena para esta futura médico. No sé si me entendéis.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Estimada Ro,
    En estos momentos, en los que la educación está siendo "castigada" por los recortes de la Administración Pública, tengo que aunque ya sea una profesional con 10 años de experiencia profesioan, con carrera universitaria, un master, etc, etc... yo siempre seguiré recordando a mis profes del cole (Joan y Gloria) que siempre entendieron que yo fuera un pelín diferente (lo que hoy se conoce como "freak").
    Ser profesora tiene que ser muuuuy gratificante! Así que, si yo estuviera en tu lugar, me sentiría enormemente orgullosa.

    http://humordemoda.blogspot.com

    ResponderEliminar
  5. Lopix Lopix: muchas gracias por tus palabras. Mi profesión-vocación sí es lo mejor del mundo, aunque a veces te produzca ganas de matar a mucha gente... Jeje.

    Besos y gracias.

    ResponderEliminar
  6. Hola Profe! te invitó pasarte por mi blog y continuar un juego de frases que a surgido por la red!

    ResponderEliminar
  7. Estoy segura de que tus alumnos no te olvidarán nunca. Le pones entusiasmo a tu trabajo y eso seguro que les llega a ellos. Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  8. M. M. Ya me paso.

    Perri, gracias por tus palabras.

    Besos.

    ResponderEliminar
  9. pero mujer como no te vas a emocionar? si es normal, después de años y esfuerzo, yo también habría llorado seguro


    Besos!!

    I♥NY

    ResponderEliminar
  10. Is, me encanta tu blog. Gracias por visitar el mío. Y por comentar.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Cuéntame...

Entradas populares de este blog

Letras o ciencias

Tengo un cabreo monumental. Es de esos que te dura media vida, pero esta semana lo tengo recién despertado y con ganas de guerra.



Si pensáis que según el sistema educativo actual no existe la eterna división entre ciencias y letras, estáis completamente equivocados. Largos nombres, muchas palabras, para acabar diciendo prácticamente lo mismo de siempre. Lo mismo, pero con algunos matices, claro.
Cuando yo estudiaba el BUP, hace ya una eternidad, en tercero, escogíamos si nos apetecía más estudiar letras (puras, como fue mi caso, o mixtas, como muchos otros) o ciencias (también puras o mixtas).



Hoy por hoy, si tu hijo es un buen estudiante, sean cuales sean sus aspiraciones, sus profesores le instan a escoger en cuarto de la ESO y en Bachillerato las ciencias: Física y Química, Biología, Matemáticas. 
Las letras son para los mataos, los que no lo van a sacar, aquellos a los que les cuesta, que se vayan a estudiar cosas como el latín, la cultura clásica, la música o la plástica. Los bu…

Tortitas de avena

Algunas me habéis pedido la receta de tortitas que suelo hacer.

Y este fin de semana por fin tuve tiempo de hacer unas fotos con un poquitín de luz (no mucha, la verdad) para ilustrar la receta.

Los ingredientes.




80 grs de copos de avena.
Un huevo y 6 claras.
6 Cucharadas de queso fresco batido 0%
Una pizca de levadura.

Primero tenemos que triturar los copos de avena. Yo lo hago en la Thermomix, pero cualquier batidora de vaso os sirve perfectamente. Si tenéis harina de avena, no será necesario, claro.


Después añadimos el resto de los ingredientes.



Nota: no le pongo edulcorante porque no soy nada "dulce", pero podéis añadir el edulcorante que queráis.

Batimos un poco.



Preparamos una sartén que no se pegue. Yo utilizo siempre la misma. No me hace falta ni aceite ni nada.



Ponemos en la sartén unas cucharadas de la mezcla, a fuego suave y, cuando le salen burbujitas, le damos la vuelta.




Con esta mezcla me salen tortitas para dos días. Suelo hacer unas tres o cuatro para cada día.



Ofensas

No soy una persona polémica, y no suelo tener comentarios negativos en el blog, ni mucho menos hirientes o insultantes. Alguno ha habido, pero ya son unos cuantos años por aquí y lo extraño sería lo contrario. No me refiero precisamente a este espacio, que es un poco mi casa y en la que entráis y comentáis personas a las que voy conociendo, a algunas personalmente y a otras de manera virtual, pero que sois siempre educadas y correctas, y que, por supuesto, podéis siempre mostrar vuestra opinión y vuestro desacuerdo a lo que digo, y lo hacéis sin indignación ni escándalo.


Me refiero a que en general, en las redes sociales especialmente, y en twitter en particular, últimamente muchas personas se sienten ofendidas a la primera de cambio. Hay gente a la que le ofende todo, hasta les ofende que no te ofendas. Y cada palabra tuya podrá ser utilizada en tu contra por alguien en algún momento.

A mí me resulta agotador. Quiero decir, que por supuesto que me molestan cosas que leo, sería insens…