sábado, 30 de diciembre de 2017

Mis momentos favoritos del 2017

Aparte de películas, series, libros y demás, también quería hacer recopilación de mis momentos favoritos de este año.

No quiero numerarlos porque no hay uno que esté por encima de los demás, no hay un orden. Y, a pesar de que el 2017 no creo que haya sido un buen año para mí, tengo muchos momentos destacables.

La quedada kiwi del verano.



Sí, es lo primero que se me ha ocurrido que quiero recordar. La quedada de un grupo de chicas estupendas que celebramos en junio, y que esperamos repetir durante muchos muchos años. Fue en Madrid pero poco importó el lugar, porque no hace falta nada para disfrutarlo. Nada aparte de ellas.

La quedada kiwi del otoño.



También en otoño ha habido un encuentro estupendo con las mismas chicas. Esta vez ha sido en Barcelona. Y lo hemos disfrutado también muchísimo.

En realidad, creo que hay miles de mejores momentos ligados a las kiwis, porque ha sido un año muy intenso con ellas, y quiero que el 2018 sea igual o incluso mejor con ellas.

Las alegrías de ser un equipo y tener tanta fuerza para superar los malos momentos.

Siempre habrá momentos mejores y otros peores, pero es tan bueno tener personas con las que compartir tanto lo uno como lo otro... y es que da igual que esas personas estén cerca o lejos, porque hoy por hoy podemos compartir nuestro día a día con personas a las que no vemos a diario pero a las que queremos igual. Y en algunos casos más, mucho más.

Las vacaciones en Cádiz.



Este año nos decidimos por Cádiz porque el año pasado lo teníamos programado y nos quedamos sin ir. Y fue un gran acierto. Unas vacaciones estupendas, que hemos disfrutado los cuatro, algo que resulta cada vez más difícil por la edad de los niños.

El verano con los amigos.



El verano no solo es bueno porque estoy de vacaciones. En verano paso mucho tiempo, todos los días, con mis amigos, tiempo del que no disponemos el resto del año, y que nos cuesta mucho encontrar para vernos. Tardes a la sombra compartiendo confidencias, o riéndonos de chistes malos, o simplemente leyendo acompañados, las barbacoas, las fiestas, los ratos compartidos con nuestros hijos, la piscina... creo que pueden considerarse de los mejores momentos del año.

Los ratitos de series con mi peque.



Hemos visto muchas series juntos, desde series juveniles, hasta otras de misterio o incluso de terror. Me encanta compartir esos momentos de sofá, a la hora de la cena o el fin de semana, bajo una manta, los dos juntos.

Los libros viajeros y sus grupos de WhatsApp.

Fue una idea estupenda empezar nuevos grupos de libros viajeros. Y lo fue no solo  por los libros, por la diversidad de ideas y opiniones, sino también por ir conociendo cada vez más a personas estupendas, a las que me unen muchas cosas. Y, bueno, a alguna también la he conocido en persona, y eso me encanta.

El viaje a Cataluña y Comunidad Valenciana con mis alumnos.



Fue una semana genial, maravillosa, y ojalá que pudiéramos repetirla este año, o el que viene.

El final del cole de mi hijo pequeño y del instituto de mi hijo mayor.

Etapas duras para ambos. Pero que ya terminaron, y por eso hay que celebrarlo.

¡Me olvidaba del calendario kiwi!



Sí, otra vez las mismas chicas. Pero es que me han dado muchas alegrías este año. Y la idea de Anita de hacer un calendario de adviento como intercambio fue tan maravillosa que no tengo palabras.

Como veis, aunque no haya sido el mejor año, ha tenido muchas cosas buenas, y algunas de ellas, en realidad muchas, me han venido gracias al blog. Y a todos los que seguís ahí todavía.

12 comentarios:

  1. Pues ha sido un gran año a pesar de lo malo. Tu peque es guapérrimo. A por 2018.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Al final, aunque te parezca que no ha sido un buen año, salen un montón de cosas buenas, y no hace falta que sean "tan" buenas como las que has contado. Los conciertos del peque por ejemplo, el que se fuera de campamentos, las veces que has ido al cine y has disfrutado la película... Somos demasiado exigentes algunas veces, y la felicidad creo que hay que buscarla en las cosas más pequeñas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes mucha razón. Hay mil momentos que podría guardar aquí.

      Besos.

      Eliminar
  3. ohhhh me encanta que hayamos compartido tantos buenos momentos buenos en 2017...y los que nos quedan!!!
    besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso. Y los que nos quedan. Esto no para!!!

      Eliminar
  4. Fíjate que en mi top 5 de momentos buenos del años hemos coincidido en un par ;)

    ResponderEliminar
  5. ¿Quién firmaba en la caseta de la feria del libro?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agustina Guerrero, que fue simpatiquísima con nosotras.

      Besos.

      Eliminar
  6. Ha sido un año duro, pero renovador y con momentazos, me encantó haberte visto un ratito y haber conocido a tu fuente de energía dosmildiecisieterayparaelfuturo!

    ResponderEliminar
  7. Coincidimos Ro en que 2017 ha sido un año muy kiwi. A por el 2018.

    Y aunque digas que no haya sido un año especialmente bueno, con este pequeño resumen tienes que cambiar de opinión: ha estado lleno de cosas estupendas, muy diferentes, ratos de familia, ratos de amigos, ratos de lecturas, ratos de series... Hay que quedarse siempre con lo mejor.

    Asomando lagrimilla me has dejado, he empezado el 2018 especialmente sensiblona.. no sé no sé.

    Un súper beso (el besín habitual se me queda corto)

    ResponderEliminar

Cuéntame...