Ir al contenido principal

Una compañera

Le diagnosticaron el año pasado. Cáncer de mama. En marzo la operaron y enseguida empezó a venir por el instituto, decía que no podía pasar mucho tiempo en casa, que se aburría, que se ahogaba.



Empezaron los tratamientos: la radio y la quimioterapia. Pero ella no perdió la sonrisa y siguió viniendo de vez en cuando a vernos, a ver a los alumnos, a tomar un café con los compañeros. Nos decía que esto no iba a poder con ella, que tenía fuerza para esto y para más.

También ha venido a todas las celebraciones: la graduación de los alumnos de bachillerato, la comida de fin de curso, la comida de principio de este curso, la cena de Navidad...



Ella pretendía incorporarse el septiembre pasado, pero su médico no la dejó, le dijo que aún le quedaba un tiempo de tratamiento, que se tomara las cosas con calma... Se ha mantenido en contacto con nosotros, con los alumnos, preguntando cómo van las cosas, para incorporarse a trabajar cuanto antes.

Esta semana hemos sabido que el cáncer la ha vencido, que está sedada y que ya no va a volver a venir a vernos nunca más.



Tiene 36 años, y no sé aún cómo voy a contárselo a mis alumnos.

Comentarios

  1. Maldita, maldita, maldita enfermedad! Lo siento muchísimo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. No Ro.... lo siento mucho y no sabes cuánto! No sé que decirte, me has dejado muda. Un beso

    ResponderEliminar
  3. Ale, ya me tienes llorando a primera hora.
    Mi prima nos dejó hace 5 años con 35, era de mi edad(de entonces) y es algo que no se entiende.
    No me extraña que no sepas como contárselo a tus alumnos, es algo tan triste que no hay palabras para paliar el dolor que vas a producir.
    Un abrazo para ti y uno enorme para ella y su familia, que sé muy bien el dolor que se siente cuando te dicen que han sedado a alguien.

    ResponderEliminar
  4. Es una enfermedad cruel, muy cruel. Son momentos muy duros, ánimo a ti y a tus alumnos. Muchísima fuerza para la familia.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Qué triste!! Cuánto lo siento, Ro!!! Un abrazo muy, muy fuerte

    ResponderEliminar
  6. Una doctora, cuando le fui a decir que se había muerto su paciente, por la misma enfermedad,me dijo: Lo siento, era un luchador!!!
    Me quedo con eso. Con el dolor de su médico de cabecera y con su admiración por como llevó el proceso. Besos y, en lo que se pueda, ánimo.

    ResponderEliminar
  7. En el centro en el que yo trabajo, hay una profe que precisamente ayer se me echó a llorar. Tiene miedo, porque la operaron el año pasado (de lo mismo que tú cuentas), se incorporó este curso, todo iba bien hasta ahora, en que se empieza a encontrar mal de nuevo. Teme que sea más de lo mismo y cree que va a morir. Estaba con su compi de departamento cuando me lo contó y acabamos llorando las tres.
    No me la quité del pensamiento en toda la tarde, luego quise enviarle un whatsapp, pero no sabía qué decirle, todo me suena pobre...Le voy a enviar la primera imagen de este post, con tu permiso Ro.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Lo siento Ro. Como decirlo: Pues con cariño y con claridad. No sabemos hablar de la muerte precisamente porque en nuestra cultura durante la infancia/ adolescencia nos mantienen alejada de ellla y nos damos de bruces con ella cuando somos adultos sin saber que hacer ni que decir en muchos casos.
    Yo que trabajo de cerca con ella te digo que no es fácil, pero en general cuando se habla de ella sin tapujos y desde el cariño y el respeto, reconforta.
    Bsss

    ResponderEliminar
  9. Ostras, Ro!! Lo siento mucho...
    Pero me alegra saber que se lo tomó bien y no se vino abajo.
    Un abrazo muy fuerte
    Marialu

    ResponderEliminar
  10. Horrible!!! 36 años??? Cuánto lo siento Ro, un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  11. Bffff. Qué horror. Hay tantas mujeres ahora que lo superan que aún me suenan más dramáticas estas noticias, me dan escalofríos. :(
    Un beso gordo.

    ResponderEliminar
  12. Tengo una amiga que fue diagnosticada más o menos al mismo tiempo, y gracias a Dios lo ha superado. Y otra a la que acaban de diagnosticar. La ves, y no te lo crees, piensas que no le puede pasar nada. Está con quimio. Tiene cuatro hijos esperándola, y no puedo leer estas cosas. Se me cae el alma a los pies.
    Como ya te he dicho, lo siento :((

    ResponderEliminar
  13. Llevo 31 años en el mismo centro.
    Tres casos: dos de mama, de ellos, y uno con una curación asombrosa, y después de 10 años, está fenomenal. El otro, todavía no hace un año pero va por buen camino.
    El tercero: dos años y medio peleando como un jabato contra un cáncer de colon. Sesiones de quimio a tutiplé, operación... y nuestro Juancar venía y venía, con vocecita, con carucha, pero venía, y como tú dices, a todo, a jubilaciones, a celebraciones... lo jubilaron antes, y le hicimos una fiesta por todo lo alto. El 1 de enero, nos dejó. Tenía 59 años, y era una bellísima persona.

    Cuesta mucho, muchísimo. Se te encoge todo. Compañeros, amigos, con los que llevas trabajando la tira de años...

    Y la vida sigue, eso es lo más sorprendente!
    Ánimo y un fortísimo abrazo!

    Es tan injusto todo!

    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Vaya... Ro... Lo siento muchísimo.

    Por desgracia, últimamente, esto está a la orden del día. Si hace años eran pocos casos, hoy en día es raro quien no tiene un pariente o un amigo cercano con cáncer. Por suerte, todo ha avanzado mucho, y son muchos los que lo superan. Por desgracia, sigue habiendo casos como el de tu compañera...

    En estos momentos tengo un amigo que está pasando por su segundo cáncer. Después de haber superado uno hace años, ahora la vida se le ha vuelto a torcer. Es un luchador. Confío en que le vuelva a salir bien. Pero también tengo mucho miedo y no hay día que no piense en él.

    Espero que tengas fuerzas para explicárselo a tus alumnos del mejor modo posible.

    Te mando un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  15. Lo siento, es una verdadera mierda, así, con todas las letras. Yo cada vez que oigo un caso de estos tengo de quien acordarme y se me caen lagrimones como puños, y eso que han pasado unos cuantos años.
    Mucha fuerza y mucho ánimo, y aunque no lo parezca se puede volver a sonreir.
    Un besazo enorme

    ResponderEliminar
  16. No es justo. Simplemente no es nada justo :(
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Es terrible.. de esas cosas que no tienen explicación... nada justo!
    Fuerzas....

    ResponderEliminar
  18. Lo siento, lo siento mucho.

    Parece mentira que cuando la gente tiene tantas ganas de vivir... A veces parece que con esas ganas basta. Una buena amiga es una superviviente de cáncer de mama, una amazona, y tiene la sonrisa más bonita que yo he visto en la vida. ¡El mundo no podía quedarse sin esa sonrisa! Pero a veces... ya te decía en IG que esto no es justo, si es que la justicia puede aplicarse a estas cosas :_(

    Supongo que Dios ha decidido tirar al suelo otro de sus adornos de cristal, como dice King en Doctor Sueño :( Lo siento de veras.

    ResponderEliminar
  19. OSTIAS! así, en mayusculas

    2 semanas sin aparecer por aquí y me encuentro con esta noticia. No sé que decir...

    ResponderEliminar
  20. Madre mía,Ro.
    Ánimo,mucha fuerza.
    Besos y abrazos..

    ResponderEliminar
  21. Lo siento mucho, Ro.
    Cuando he leído el final me he quedado helada, es terrible, lo siento de verdad.
    Un beso fuerte.

    ResponderEliminar
  22. Ro mucho ánimo, no hay palabras que reconforten porque es tan grande la pena y la impotencia que se siente que no encuentras consuelo. Yo lo viví hace tres años con una amiga (aguantó un año) y en febrero nos dejó un amigo que desde su primera visita al médico hasta su ida pasaron 62 días.....ni tiempo nos dio a asimilar que estaba enfermo.
    Sólo puedo decirte que llores, vivas el duelo y esperes que la pena pase porque pasará y al final recordarás a tu amiga con una sonrisa en la cara y te quedarás con los buenos momentos.
    Besazos

    ResponderEliminar
  23. Lo siento, Ro.
    Sé que queda fatal poner tacos y mayúsculas, y más aún las dos cosas juntas, pero es que estas cosas son una PUTADA y no hay mejor forma de definirlas. Ya no entro en si es justo, si no es justo, si se puede evitar o detectar antes, si no, si es muy joven o menos joven, si patatín, o patatán pero lo cierto es que, a quien le toca, le toca y, cuando, a pesar de luchar, de tratamiento, de hacer las cosas bien... la enfermedad nos vence, esto es una PUTA MIERDA. Lo importante es que haya podido estar lo mejor posible hasta el final (y el que haya podido estar con vosotros hasta la cena de Navidad es buena señal). Cuando las enfermedades avanzan así, es mucho mejor dar CALIDAD que CANTIDAD de vida.

    Un abrazo muy fuerte...

    ResponderEliminar
  24. Mi cuñada. Hace 6 meses. 45 años. Qué jodida es la vida... :(
    Ánimo...

    ResponderEliminar
  25. Muchas gracias a todas. No tengo hoy ánimos para contestaros de una en una, pero la vida sigue.

    Besos.

    ResponderEliminar
  26. Ánimo Ro....te necesitamos por todos lados: en tu casas, cole..por aquí...Tú puedes!!!

    ResponderEliminar
  27. La vida sigue Ro, como bien dices... Es duro, lo sé bien... Aparte de amistades que han pasado por ello, unas lo superaron y otras no, mi hermana sobrevivió, mi padre no...

    Sin embargo, pienso que lo más importante de todo es lo que ha quedado de ella. Fíjate en lo que has escrito tú misma, en qué es lo que recuerdas al pensar en ella. ¡Todo eso es ella! Eso jamás nos abandona, por eso sólo se va su cuerpo, su esencia perdura :)

    Mil abrazos.

    ResponderEliminar
  28. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  29. No sé qué decir. Mucho ánimo, mucha fuerza, un abrazo grande. Sé de lo que estás hablando. Un besazo enorme, Ro.

    ResponderEliminar
  30. Mucho ánimo Ro.
    Cualquier cosa que diga sonará vacia.
    besos
    Coquelicot

    ResponderEliminar
  31. Lo siento muchísimo. Me quedo sin palabras. Un abrazo

    ResponderEliminar
  32. Sin palabras, lo siento mucho, además una chica tan joven...una auténtica pena. Un abrazo

    ResponderEliminar
  33. Como voy con retraso sabía de antemano lo de tu compañera, pero no por eso me ha afectado menos esta entrada. Ahora mismo siento muchísima rabia.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Cuéntame...

Entradas populares de este blog

Letras o ciencias

Tengo un cabreo monumental. Es de esos que te dura media vida, pero esta semana lo tengo recién despertado y con ganas de guerra.



Si pensáis que según el sistema educativo actual no existe la eterna división entre ciencias y letras, estáis completamente equivocados. Largos nombres, muchas palabras, para acabar diciendo prácticamente lo mismo de siempre. Lo mismo, pero con algunos matices, claro.
Cuando yo estudiaba el BUP, hace ya una eternidad, en tercero, escogíamos si nos apetecía más estudiar letras (puras, como fue mi caso, o mixtas, como muchos otros) o ciencias (también puras o mixtas).



Hoy por hoy, si tu hijo es un buen estudiante, sean cuales sean sus aspiraciones, sus profesores le instan a escoger en cuarto de la ESO y en Bachillerato las ciencias: Física y Química, Biología, Matemáticas. 
Las letras son para los mataos, los que no lo van a sacar, aquellos a los que les cuesta, que se vayan a estudiar cosas como el latín, la cultura clásica, la música o la plástica. Los bu…

Tortitas de avena

Algunas me habéis pedido la receta de tortitas que suelo hacer.

Y este fin de semana por fin tuve tiempo de hacer unas fotos con un poquitín de luz (no mucha, la verdad) para ilustrar la receta.

Los ingredientes.




80 grs de copos de avena.
Un huevo y 6 claras.
6 Cucharadas de queso fresco batido 0%
Una pizca de levadura.

Primero tenemos que triturar los copos de avena. Yo lo hago en la Thermomix, pero cualquier batidora de vaso os sirve perfectamente. Si tenéis harina de avena, no será necesario, claro.


Después añadimos el resto de los ingredientes.



Nota: no le pongo edulcorante porque no soy nada "dulce", pero podéis añadir el edulcorante que queráis.

Batimos un poco.



Preparamos una sartén que no se pegue. Yo utilizo siempre la misma. No me hace falta ni aceite ni nada.



Ponemos en la sartén unas cucharadas de la mezcla, a fuego suave y, cuando le salen burbujitas, le damos la vuelta.




Con esta mezcla me salen tortitas para dos días. Suelo hacer unas tres o cuatro para cada día.



Ofensas

No soy una persona polémica, y no suelo tener comentarios negativos en el blog, ni mucho menos hirientes o insultantes. Alguno ha habido, pero ya son unos cuantos años por aquí y lo extraño sería lo contrario. No me refiero precisamente a este espacio, que es un poco mi casa y en la que entráis y comentáis personas a las que voy conociendo, a algunas personalmente y a otras de manera virtual, pero que sois siempre educadas y correctas, y que, por supuesto, podéis siempre mostrar vuestra opinión y vuestro desacuerdo a lo que digo, y lo hacéis sin indignación ni escándalo.


Me refiero a que en general, en las redes sociales especialmente, y en twitter en particular, últimamente muchas personas se sienten ofendidas a la primera de cambio. Hay gente a la que le ofende todo, hasta les ofende que no te ofendas. Y cada palabra tuya podrá ser utilizada en tu contra por alguien en algún momento.

A mí me resulta agotador. Quiero decir, que por supuesto que me molestan cosas que leo, sería insens…